Damien Chazelle y Josh Singer ofrecen conferencia de prensa de El primer hombre en la Luna en el 16° FICM

140

En la presentación moderada por Daniela Michel, fundadora y directora general del FICM, Damien Chazelle compartió la necesidad que tuvo de retratar a Neil Armstrong como un personaje más humano y doliente, no sólo como un hombre que logró pisar la Luna por primera vez en 1969: “Algo que me ha alentado a presentar esta película en festivales es por esta esperanza de querer mostrar una historia más específica sobre Armstrong y a la vez que esa historia se convirtiera en algo más universal por los temas que toca: la vida de una familia y del proceso de cicatrización que tienen después de una pérdida; eso es lo que espero comunicar”.

“Neil agregó una capa de existencia metafísica y espiritual y eso me fascinó, porque al abordar los puntos particulares de su vida y de cómo se convirtió en el primer hombre en la Luna, descubrí que tuvo una vida tan cercana a la muerte y cómo siempre estuvo al borde del precipicio. El programa de la NASA costó muchas vidas, hubo que pagar un precio muy alto por ese programa y eso me dio la perspectiva sobre lo heroicos que fueron ellos y sus familias”, expresó el cineasta.

Respecto a la elección de Ryan Gosling para personificar a Neil Armstrong, Damien enfatizó que el actor ya estaba contemplado para el proyecto, incluso antes de terminar de filmar La La Land (2016), y confesó que al terminar de leer el guion, ambos tuvieron una reacción similar: “Al finalizar La La Land pensé que Ryan estaba harto de mí, pero no, se interesó de inmediato a pesar de que él no sabía nada del tema, excepto algunos conceptos básicos. Fue maravilloso que al leer el primer borrador de guion, Ryan tuvo una reacción similar a la que tuve cuando lo leí por primera vez”.

“Ryan me dijo que leyó un guion sobre una familia y un hombre que trata de lidiar con el duelo, y la razón por la que aceptó el papel fue porque él tiene dos hijos y uno de ellos es de la misma edad que tenía el hijo fallecido de Neil”.

Tras ser estrenada en otros países, El primer hombre en la luna desató controversia porque supuestamente Damien Chazelle había decidido no mostrar la bandera de Estados Unidos, durante el icónico momento de pisar la Luna por primera ocasión. Ante esto, el director respondió que la cinta es muy patriota: “Es Interesante porque sí mostramos la bandera y se ve en tres tomas en la Luna, en una secuencia de ocho minutos; la controversia está en los que no la han visto. Ahora la película hablará por sí misma y se entenderá lo patriota que es, el pisar la Luna no es sólo un logro estadounidense pues la intención es mostrar cosas que no se habían visto y el lado privado de Neil”.

Por su parte, Josh Singer, guionista del largometraje, habló del exhaustivo proceso de investigación que tuvo en este filme en comparación con proyectos anteriores en los que estuvo a cargo como Spotlight (2015, dir. Tom McCarthy) y The Post: Los oscuros secretos del Pentágono (2017, dir. Steven Spielberg): “Soy curioso y me encanta trabajar en el cine porque aprendo mucho; por ejemplo, en Spotlight aprendí cómo trabajan los reporteros, en The Post aprendí cómo trabajan los editores y aprender de esos trabajos fue fascinante, pero en este proyecto me sentí nervioso porque no tenía idea de nada”.

“Hasta cierto punto esto fue más desafiante porque el trabajo de un periodista lo entiendes si pasas mucho tiempo con ellos, pero aquí no iba a construir una nave ni ni volar en ella, se trataba de entender la física y de cómo funcionan las naves”, agregó Josh Singer.

Al finalizar la conferencia de prensa, Daniela Michel y Alejandro Ramírez, presidente del FICM, acompañaron a Josh Singer y Damien Chazelle, quienes develaron sus butacas como símbolo de invitados distinguidos del festival.

El primer hombre en la Luna relata una fascinante historia de la misión de la NASA para aterrizar a un hombre en la Luna, centrándose en la vida de Neil Armstrong entre 1961 a 1969. El filme explora los sacrificios y el costo en Armstrong y en la nación, de una de las misiones más peligrosas de la historia.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *